Carta abierta al alcalde de La Laguna, José Alberto Díaz, sustituto de Fernando Clavijo por Damián Carlos Méndez

En los inicios del mayor lío territorial que ha visto Canarias en años, no salgo de mi asombro por sus recientes declaraciones sobre el Plan General de Ordenación de La Laguna en una rueda de prensa convocada al efecto.

Antes de arrancarle la piel a tiras quiero hacer hincapié en lo positivo que me parece que ataque el fondo de determinados problemas y mentiras que han ido ensordeciendo el debate sobre el PGO, porque considero que de haberlos atajado a su debido tiempo, a día de hoy estaríamos finalizando un verdadero proceso de participación para crear un proyecto acorde al verdadero, y en ese caso constatado, Interés General.

Escuchando sus declaraciones, lo primero que me llama la atención es que manifiesta que no está en la posición de paralizar el plan general, y como prueba de ello anuncia la contratación de nuevo personal, pero la verdad es que todos los políticos y engendros a medio camino de La Laguna decidieron unilateral-mente aparcar el PGO durante las elecciones, ustedes para tratar de ahogar el tema y otros para usarlo como eslogan de campaña, y usted mismo denuncia que algunas fuerzas políticas han tratado de usar el PGO no solo políticamente sino también partidista y electoralmente, esto es una verdad como una casa afectada por una calle, tanto como que ha sido la propia Coalición Canaria la que les ha dado el chance para hacer esto, centrando el debate en las plataformas de Si Se Puede y Por Tenerife y desoyendo al resto de la ciudadanía, más aún, expulsando de la gerencia de urbanismo y del pleno municipal a las personas que consideraban “díscolas´´ mientras llenaban titulares sobre sus negociaciones con las plataformas, incluso se ha gastado las narices de sacarse fotos con miembros de los partidos políticos con representación municipal para luego venderlas como reuniones con ciudadanos imparciales, no creo que quiera paralizar el plan, pero es evidente que tanto usted como el resto de partidos se esfuerzan por paralizar la participación ciudadana o al menos por reducirla al ámbito de sus organizaciones.

Comparto su opinión de que es vergonzoso que se siga usando la política del miedo para manipular a personas mayores a las que se les dice que se van a tirar sus casas, en muchas ocasiones con interpretaciones torticeras del PGO, sin embargo, yo considero que igual de deleznables son las afirmaciones del tipo “el PGO no tira ninguna vivienda´´, “este es el PGO con más participación de Canarias´´ o “el nuevo plan tiene más suelo rústico que el anterior´´ con el objetivo de que la gente se crea aquello de que “el PGO es tan bueno que nos lo van a copiar en todos lados´´, a mi entender, al tratar de manipularnos como a ganado con mentiras y medias verdades quedan todos a la misma altura, y me voy a atrever a ir más lejos todavía, tanto unos como otros dejan a quienes los defienden a la altura del betún al centrar sus discusiones en temas y argumentos que en la mayoría de casos ocasiones no son más que estupideces que nada tienen que ver con las preocupaciones de la mayoría ni los problemas que sufren, en su carrera por el titular más llamativo y la noticia más leída no han defendido ni a sus propios votantes, que se han visto inmersos en un debate sin sentido en el que son considerados culpables simplemente por haber confiado en semejante montón de hijos de dios.

Creo que su búsqueda de un PGO que transmita a la ciudadanía tranquilidad y seguridad jurídica está bastante trasnochada, en mi opinión se remonta a tiempos anteriores a la segunda república, cuando oigo habar de estas cosas me pregunto para cuando tendremos un Plan General que no entienda de darle nada a la ciudadanía sino de recopilar sus designios para reflejarlos en un plano, para cuando abandonaremos la idea de que unos cuantos pueden decidir el futuro de miles, cuándo entenderán los empresarios y políticos neoliberales que nadie garantiza que mañana salga el sol y que en democracia lo único seguro es la ley de hoy, ¿Acaso hay posibilidades de una mayor seguridad jurídica que cuando el interés general está reflejado en un documento? ¿Acaso hay mayor inseguridad jurídica que la posibilidad de que se dictaminen leyes y reglamentos a espaldas del Pueblo y reflejando otro tipo de intereses? ¿De qué hablan cuando dicen que buscan una mayor seguridad jurídica? ¿De garantizar su posición de buena vida mientras otros pasan hambre? Eso no se puede hacer, y lo único que van a conseguir con ese tipo de mediadas es generar más hambre, y con ello, aumentar la posibilidad de que cuando los bajen de ahí sea a golpe de guillotina.

Su defensa de la integridad de Coalición Canaria es loable, pero no deja de sonar jocosa, es cierto que algunos se han aficionado a la política de la infamia, y que Santiago Pérez, Rubens Ascanio y compañía no dejan de verter en los medios todo tipo de acusaciones de corrupción contra el grupo de gobierno y los funcionarios sin fundamentarlas en nada ni acudir a la justicia como sería su obligación en caso de ser cierto lo que dicen, pero tras esto hay otras verdades, la primera es que igual que ellos tendrían la obligación de denunciar las prácticas ilegales que pudieran detectar, ustedes tienen la obligación de defender el honor y la imagen, si no de sus concejales, al menos de los funcionarios que trabajan en el ayuntamiento que rigen, y esto no debería de costarles demasiado trabajo ya que las injurias y calumnias contra los funcionarios se persiguen de oficio en los juzgados, la segunda verdad que pulula tras sus declaraciones es que la oposición en La Laguna nunca ha destacado por su brillantez a la hora de encontrar buenos eslóganes, y que si repiten esto de la corrupción una y otra vez es porque han visto que les funciona, y si les funciona no es por otra cosa que porque la propia Coalición Canaria, al igual que el resto de partidos que han ocupado las poltronas, se ha labrado todo un historial de caciquismo, amistades peligrosas con las constructoras e innumerables casos de corrupción y destrucción del territorio y el patrimonio para apostar por el turismo de masas, el piche y el cemento.

Para explicarle la tercera verdad que hay tras su defensa de la integridad de Coalición Canarias voy a recordar otra de sus afirmaciones, que no les han denunciado, es cierto que la oposición solo presenta denuncias cuando se trata de votos, sueldos o que se hable mal de ellos, a pesar de que no dejan de personarse en acusaciones de terceras personas para figurar en los titulares, también es cierto que esa misma oposición se negó a tramitar una denuncia contra el PGO, pero resulta que la Asociación Comarcal Democrática del Nordeste de Tenerife si que la presentó ante la fiscalía, luego, la oposición ladra mucho y muerde poco, pero a ustedes si que los han denunciado por la tramitación del Plan General de Ordenación Urbana, a ustedes y a media concejería territorial del Gobierno de Canarias, porque durante la aprobación en la COTMAC hubo un trasiego de documentación que entra es discordia con la legalidad, y aunque el fiscal concluye que con las pruebas que se tienen no es perseguible ningún alto cargo, no deja de ser cierto que el PGO de 2013 no solo no se ajustaba a la legalidad, sino que fue manipulado para tratar de ocultar este hecho a la COTMAC y a la opinión pública, y tampoco deja de ser cierto que si lo modificaron en 2014 no fue por mejorar el documento, sino para evitar responsabilidades por la enorme cantidad de ilegalidades que cometieron un año antes, y que las reuniones con las plataformas, y la oposición que siempre a declarado en contra y votado a favor, son una cortina de humo para tapar todo esto, al igual que la orden de que cuatro policías arrastraran a mi madre por el ayuntamiento, aunque de esto ya hablaremos más adelante.

Por otra parte, me parece que es bastante grave el lío que se montan al hablar de la ley de suelo, la municipalidad, la vía exterior y la defensa del suelo rústico, así que le voy a hacer una aclaración rápida, la ley de suelo que proyecta Fernando Clavijo daría más capacidad al Gobierno de Canarias para imponer modificaciones en los PGO sin contar con los municipios y mucho menos con la ciudadanía, y tanto esto, como la vía exterior y el resto de atropellos contra lo rústico han sido fomentados y aprobados por su partido y sus socios de gobierno, ya sea desde los ayuntamientos, los cabildos o el Gobierno de Canarias, así que es bastante contradictorio hablar de la defensa de lo municipal y lo agrario cuando por el otro lado se aprueban leyes que dan más libertad para acabar con ello sin dar explicaciones y mucho menos preguntar a nadie. Por otra parte me parece que ya era hora de que alguien abordara el tema de los que se llenan la boca hablando de lo rústico y lo que pretenden es la legalización de viviendas construidas en este tipo de suelo sin licencias ni nada parecido y que se explique cual es la situación real en la que quedaría cada caso, pero flaco favor le hace a las organizaciones locales de su partido, que en su día permitieron las mil y una casas sin licencia a cambio de un puñado de votos, y también flaco favor le hace a sus antecesores en la tarea de recalificar el suelo del municipio al hablar de los metros de suelo rústico que se comió cada uno, aunque tal vez me equivoque y lo que quería usted no sea hacerles un favor por las elecciones sino otra cosa.

Si lo que quería era levantar polémica antes de las elecciones felicidades, porque aunque los notaprensa de los partidos no son muy listos seguro que de esto sacan carnada para un año, si lo que pretende es desviar la atención de la ley de suelo va aviado, si lo que persigue es terminar con las mentiras de la oposición, llega tarde, los han dejado difamar a placer y ahora hay tanta gente que se ha aprendido sus estupideces de memoria que como diría Goebbels las han convertido en verdades y ahora tienen plataformas hasta para que salga el sol. Si lo que quiere es que termine este periodo de medias verdades, enredos e incertidumbre, pues se lo diré una vez más, déjense de reunirse con salvapatrias, enchufados y representantes de oscuros intereses antes de dar la orden final, y permita que sea la gente la que decida que es lo que quiere para su futuro. Si lo que pretenden es seguir montando este circo en el que ustedes opinan y los demás miramos, pues lean bien esto porque no se cuantas veces lo voy a poder decir a través de una carta medianamente educada, váyanse a la mierda ustedes y sus payasos, que los demás ya somos mayorcitos como para tener nuestros propios debates.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s