LAS CALLES CAPITÁN BROTONS Y CALVO SOTELO SE DENOMINARÁN ALONSO SUÁREZ MELIÁN Y LEONARDO TORRIANI RESPECTIVAMENTE

20160223_093305

La Comisión del Presidencia y Planificación del Ayuntamiento lagunero aprobó este lunes los expedientes para realizar el cambio de nombre de las calles Capitán Brotons y Calvo Sotelo, cumpliendo con la Ley de Memoria Histórica y el acuerdo plenario promovido por el grupo municipal de Unid@s se puede en la sesión plenaria del pasado mes de abril.

La formación lagunera considera muy positivo que se empiece a cumplir el acuerdo alcanzado el el Pleno del 14 de abril, en el que la alcaldía propuso abrir expediente de honores y distinciones a Alonso Suárez Melián, último alcalde de la II República, así como la moción de Unid@s se puede en la que reclamaban el cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica en La Laguna con la que pretendían recordar a la última corporación republicana, a los represaliados y el cambio de varias calles del municipio que exaltan a la dictadura franquista.

Idaira Afonso, concejala de ese grupo municipal, participó en la reunión de la Comisión que da los primeros pasos para cumplir con los objetivos marcados en el Pleno de abril. En este sentido señala que se adoptó el acuerdo de retirar las calles dedicadas al Capitán Brotons y a Calvo Sotelo, por sus evidentes vínculos con el golpe y el ideario de la dictadura franquista. El primero de ellos obtuvo una calle por acuerdo plenario del 7 de julio de 1937, folio 217 del Libro de Actas de Plenos de La Comisión Gestora Municipal de la La laguna (26-VII-1936 / 3-XI-1937), tratándose de un capitán de artillería sublevado en julio de 1936. En este caso la vía se pasará a llamar Alonso Suárez Melián.

En el caso de la Avenida Calvo Sotelo, vía otorgada en el mismo año que el anterior, se trataba de un político ultraderechista español claramente vinculado con la épica del franquismo. Fue ministro en la dictadura de Primo de Rivera y portavoz de la extrema derecha en el Congreso durante la Segunda República. La zona pasará a denominarse Avenida Leonardo Torriani, ingeniero militar y autor de algunos de los primeros escritos históricos sobre el pasado de Canarias, así como de planos de alto valor para conocer esta etapa de nuestra historia.

La Ley de la Memoria Histórica (Ley 52/2007 de 26 de Diciembre) marcó un pasó más en el rescate de una memoria colectiva, estableciendo en su artículo 15.1, la retirada de las “menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la Guerra Civil y de la represión de la Dictadura”. A raíz de esta normativa se han realizado varias acciones en el Pleno lagunero, como la retirada de la calle Francisco Franco y el cambio de nombre de la plaza 18 de julio, ambas en el año 2008, el acuerdo para la investigación de las fosas comunes del cementerio de San Juan o la retirada de la Medalla de Oro de la Ciudad al dictador, Francisco Franco, iniciada en 2013 y culminada en el año 2015.

Afonso espera que en los próximos meses veamos más señales del cumplimiento de este acuerdo plenario, como el cambio de las calles franquistas dedicadas a Santiago Cuadrado, Ernesto Ascanio y León Huerta, Delgado Barreto, José Antonio y Prolongación José Antonio, así como el reconocimiento de la última corporación republicana, además de establecer una placa conmemorativa en el cementerio de San Juan para recordar a las once personas asesinadas y enterradas en una fosa común en este espacio. “Nuestra propuesta es integral y pretende incorporar cuestiones como el aumento del número de calles dedicadas a mujeres en el municipio, que siguen siendo una abrumadora minoría de las existentes”, explica.

Finalmente la edil indica que el próximo 15 de julio se cumplirán ochenta años del último Pleno de la II República en el municipio, una fecha señalada en la memoria colectiva por culpa de los terribles acontecimientos que se desataron pocos días después. “Esperamos que el pleno ordinario que celebramos el día antes nos de una oportunidad para recordar a esos hombres y mujeres que dieron su vida o sufrieron una durísima represión por defender la legalidad republicana, una memoria que debe ser recuperada y reivindicada por los demócratas del siglo XXI”, apostilla.

Anuncios

Un comentario en “LAS CALLES CAPITÁN BROTONS Y CALVO SOTELO SE DENOMINARÁN ALONSO SUÁREZ MELIÁN Y LEONARDO TORRIANI RESPECTIVAMENTE”

  1. Cambiar nombres no cambia la vida de los hombres, el cambio propuesto tiene el inconveniente de que se retira un nombre vinculado con el militarismo del golpe de estado de 1936 y se sustituye por el del alcalde Alonso Suárez Melián, de respetado recuerdo y estima de muchos que compartimos, que es figura política. Quizás debería rescatarse para este gramo de calle el mismo nombre que el que tiene la continuación hacia la Plaza de la Concepción, unificándose el nombre de la calle para evitar, como ocurre, confusiones. El recordado alcalde socialista se merece una calle sin cambios. Torriani fue un ingeniero militar italiano que dejó trabajos topográficos de inmenso valor. Nos quedamos pensando si sería conveniente en estos casos que se consulte a los vecinos de La Laguna, al menos a las sociedades cívicas que tiene muchas.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s